16 de abril de 2009

Ama la Música

Imagina un castigo eterno que no te permita mover tu cuerpo al son
de una melodía, imagina un mundo en el que eres un extraño incapaz
de captar los sentidos que desprende una canción, o peor aún,
imagina un mundo sin música.

Cada vez que andas escuchando tu ipod, que conduces escuchando tu
CD, o que escuchas algo en Youtube, imagina que no escuchas nada.
Hay un vacio enorme, un espacio en blanco, un triste silencio, que
tanto extrañas cuando te cruzas con un psicólogo argentino, pero que
te convierte en alguien sin fondo ni cubierta cuando dejas de
escuchar música a tu alrededor. No quiero ni pensar como sería mi
vida sin música. No tener canciones que te recuerden a esas personas
o esos momentos, vivir siempre estancado en la inmovilidad fruto de
la ausenciade ritmo, o no poder silbar o tatarear cualquier melodía
que ilumine un día apagado... sería sin duda el castigo mayor que
pudiera recibir esta humanidad.

La vida sería muchísimo más aburrida, monótona y gris. Demos
gracias a este sentido que nos permite oir y escuchar, pero sobretodo
estemos agradecidos a toda la gente que cada día hace música. A los
que escriben y tocan algo nuevo y original. A los que siguen con la
cadena infinita de la canción, añadiendo nuevos géneros, nuevas
fusiones y nuevos estilos. Inclúso a las emisoras de radio, que
guiadas por el borreguío general, se empeñan en repetir ciertas
canciones una y otra vez hasta que consiguen que nos cansemos de
ellas, tambien demosles las gracias porque, a pesar de todo,
contribuyen enormemente a difundir la música.

Ama la música. Ama los sonidos, que entrelazados, forman canciones
inolvidables. Ama los conciertos, y muy especialmente los de
Streetwises, que son la polla.


Miguelón

7 de abril de 2009

La Femme Fatale

No es sólo aquella mujer que trata de aprovecharse de ti mediante su irrechazable provocación sexual. Hoy en día, cualquier mujer que te quite el sueño y que aparezca seduciéndote en ellos, es tu femme fatale particular.

Las mujeres son superiores a nosotros. Es cierto que generalmente no tienen la misma fuerza física y la mayoría nunca aprenderá a conducir decentemente, pero nos ganan en tantas y tantas otras cosas… Ellas dominan a su gusto el arte de la seducción. Nos miran ansiando con disimulo que sea recíproco, intentando que piquemos en su anzuelo. Sueltan miradas tan descaradas que llegan a ser sutiles, nos envuelven con sus ojos. Nos hipnotizan con su misterio, cual sirenas, mientras nosotros, inferiores, caemos en su trampa como en su día también cayó Homero, el primero de tantos.

Maldita femme fatale la que nos despierta con la gran decepción de que no está entre nuestros labios. Parecía tan cerca… podíamos olerla. Nos acercábamos tratando de llamar su atención, pensando por un instante que seríamos capaces de cautivarla con nuestras dotes de “don Juan”, que ilusos. Ella nos veía venir antes incluso de que nos fijásemos en ella. Siempre van varios pasos por delante, y afortunadamente esta vez nos eligió. Por eso siguió con el baile de roces, era su juego y ella había elegido las reglas. Cuando por fin veíamos de cerca sus sensuales, ardientes, carnosos, dulces y prohibidos labios… ¡ZAS!, de vuelta a la realidad.

Pero en la vida real no dejes de intentarlo, a veces hay poca luz y entonces mandamos los feos.


Miguelón.

Malditos

Vaya mundo de imbeciles. La gente segun crece, pierde la inocencia. Se alejan de ese entorno de los críos, en el que no hay porque pensar y la unica meta que quieren conocer es pasarlo bien encontrando las formas mas abstractas, originales e imposibles de no aburrirse.

Lo que viene despues no es motivo de alegria. Llega un momento en el que tienen que empezar a razonar, y desgraciadamente la mayoria de las personas no han nacido para ello. Solo de intentar pensar se vuelven mas estupidas, irracionales, amorales y comienzan a desarrollar esa ley que les hace sobrevivir cada dia, la del mas fuerte. O el mas tonto. En este panorama, no utilizan el pequeño esbozo de logica que aun mantiene la mayoria, optan por sobreponerse a su adversario llamando mas la atencion que el, siendo mas cazurro, mas egoista.

En definitiva lo que necesita este pequeño planeta ignorante es un lavado total de imagen. Parece que algo hay. Hay un presidente negro en un pais historicamente racista, en un mundo historicamente racista. El medio ambiente empieza a ser un tema de conversacion general, aunque aun son pocos los que se mueven por salvarlo. Pero mientras, ahi siguen las guerras, el hambre, los niños soldados, la extermincaion de especies, la contaminacion... todos esos resultados generales de nuestra perdida de inocencia, de nuestra irrespetuosidad. Porque si todos fuesemos niños, no nos interesaria el dinero, ganar mas dinero y tambien el dinero. Seriamos felices con muy poco y procurariamos jodernos menos los unos a los otros. Tratemos entre todos de encontrar ese lugar, en el que digamos "nunca jamas" a la mierda con la que hemos cubierto este planeta, que no olvidemos, solia ser verde y azul.


Miguelón.